defensoria-pueblo-ecuador-entrevistasdefensor

Como parte de su agenda de trabajo el Defensor del Pueblo de Ecuador, Ramiro Rivadeneira Silva, acudió a varios medios de comunicación para exponer su postura sobre el Examen Periódico Universal (EPU) realizado a Ecuador el pasado 1 de mayo de 2017.

En la gira de medios el titular de la Institución Nacional de Derechos Humanos se refirió a varios temas, entre ellos, explicó qué es el EPU y cuál es el impacto de esta evaluación en la sociedad ecuatoriana. De la misma forma, el Defensor del Pueblo expuso lo importante que es analizar los derechos humanos desde una perspectiva integral y dijo que “los derechos humanos no tienen que politizarse”.

Asimismo, aseguró que en términos generales “el 70% de los países reconocieron los avances de Ecuador en varias materias de derechos humanos, específicamente, las que tienen que ver con los derechos económicos y sociales como educación, salud, trabajo, reducción de la pobreza, entre otros”.

Respecto a las reacciones de algunos organismos de derechos humanos del país sobre las 19 recomendaciones que el Estado ecuatoriano no acepto, Rivadeneira aclaró que “algunos países hicieron hincapié en temas como libertad de expresión, libertad de asociación, entre otros; y Ecuador aceptó debatir. Lo que el país no aceptó es que se deroguen o reformen este tipo de normativas como la Ley de Comunicación y el Decreto 16, ahora 739. […] Pero aceptó abrir estos temas al diálogo”.

Sobre los avances en materia de derechos humanos, Rivadeneira aseveró “que es necesario impulsar una agenda nacional de derechos humanos en la que consten las obligaciones del Estado ecuatoriano y caminemos todos en el mismo sentido. Que participen sociedad civil organizada, academia, líderes de opinión, autoridades, funciones del Estado, entre otras”.

Finalmente, el Defensor del Pueblo mencionó que se debe resaltar lo positivo del Examen Periódico Universal. “Al final, el EPU es una herramienta para avanzar, no para destruir sino para construir”, mencionó.